Que es una campaña drip

¿Qué es una campaña drip?

Puede que no hayas escuchado todavía el concepto de «campaña drip« pero en cuento te contemos en qué consiste, seguro que sí que lo has vivido, bien como profesional o bien como usuario.

En qué consisten las campañas drip

Las campañas drip consisten en acciones de marketing online que consisten de lanzar una serie de emails a determinadas listas segmentadas de contactos. El objetivo principal es hacer que el usuario realice una o más acciones determinadas.

El drip marketing, es un elemento fundamental en una estrategia de lead nurturing y en las estrategias de automatización de marketing digital, ya que se establecen un listado de acciones automáticas con el usuario.

Objetivos de las campañas drip

El objetivo de una campaña drip es conectar con el usuario y/o lead desde el inicio del embudo de conversión hasta el final de la campaña o acción.

En una campaña drip pueden ocurrir las siguientes acciones automatizadas:

  • Un usuario de tu lista de suscriptores abre el email que has enviado. Este email incluye un post de tu blog.
  • A la semana siguiente, este usuario recibe otro correo con contenido de valor, como puede ser un manual o un ebook sobre una temática concreta que se pueda descargar.
  • Si el suscriptor descarga tu manual, posteriormente, podrá recibir otro email con más contenido, en este caso, enfocado ya a tu producto o servicio.
  • Después de estos correos, recibirá otro email de venta que tiene el objetivo conseguir que sea cliente de tu empresa y/o marca.
  • Si hemos logrado que se haya convertido en nuestro cliente (¡enhorabuena!), recibirá otro email con información de apoyo post-venta, por ejemplo.
  • Y de nuevo, ¡comenzamos la secuencia!

Elementos a tener en cuenta antes de comenzar con una campaña drip

Ahora que ya sabemos cómo funciona, toca saber que debemos hacer para poner en marcha esta estrategia.

Para llegar a tu público objetivo con posibilidades reales de convertirse en cliente tienes que tener claro que es importante que tu base de datos esté bien segmentada, y que será necesario re-segmentarla las veces que sea necesario para obtener resultados positivos y que tu campaña sea eficaz. Para esto, tienes que preguntarte las siguientes preguntas:

  • ¿Qué quieres conseguir con tu campaña drip? Definir tu objetivo es el primer paso para saber que quieres lograr.
  • ¿A quién te vas a dirigir? Tienes que definir a tu público objetivo para poder hacer una buena selección de tus subscriptores.
  • ¿Hacía qué tipo de target está orientado tu servicio? ¿B2B o B2C? Según sea la respuesta, deberás orientar tu comunicación y contenidos de una forma u otra.

Dependiendo de tus objetivos, target y tipo de servicio, deberás crear tus distintas listas de suscriptores en base a las preferencias de contenido de tu público.

En conclusión, es muy importante que conozcas a tus buyers personas, que tengas muy definido a tus suscriptores y que conozcas sus intereses, para poder ofrecerles un contenido de valor para cada uno de ellos.

¿Qué te parece esta estrategia de campañas drip? ¡Ahora es el momento de ponerlas en práctica!

Publicado en redes sociales y etiquetado , , .

Deja una respuesta